Círculos Infantiles: obra de infinito amor


Por Yanela Ruiz González. Los hay de Referencia, Vanguardia, Colectivo Martiano y Destacados. Sus nombres son creativos y en algunos casos tan singulares como su misma razón de ser. Cincuenta y cinco años marcan su paso, desde aquel 10 de abril de 1961, cuando se crearon los Círculos Infantiles.

La obra es fruto de las ideas de Fidel, y Vilma Espín, otrora secretaria general de la FMC, se encargó de defenderla por siempre. A ellos está dedicada la jornada de celebración en la provincia, que inició con un acto en ExpoHolguín, donde se entregaron reconocimientos y se aplaudió la actuación de la cantautora LidisLamorú y del grupo infantil Ronda de los Sueños.

Mucho han evolucionado los Círculos en su objeto social. Surgieron como una especie de guardería con domésticas al frente y se convirtieron, al paso de los años, en una institución educativa.

Infinito amor y consagración son ingredientes esenciales en el trabajo de estos centros, como refiere la hoy jubilada Nélsida Rosabal Drigg, quien conserva las memorias de la época de los lactantes.

De pañales y biberones pasaron a ocuparse de la lengua materna, motricidad, de objetos y su relación con el entorno, todo a través de los juegos de roles. Hoy se habla de educadoras y auxiliares pedagógicas, de programas educativos, de salones por año de vida, de preparaciones metodológicas, superación y de perfeccionamiento en la enseñanza.

¡Y qué decir de los pequeñines! Algunos llegan muy dispuestos, luego del beso a mamá o papá, se insertan al bullicioso grupo; otros son más conservadores y permanecen atados al cordón umbilical de la “seño”.

Muchas generaciones han transitado por estas instituciones. Todavía hay quienes recuerdan su primer rasguño en la rodilla, la primera mordida, el sabor diferente del agua servida en jarritos de aluminio, los malabares de las seños para endulzar los días aquí o el primer debut escénico.

En los Círculos infantiles descansa la confianza y tranquilidad de la familia, que también tiene su rol mediante el vínculo con la institución. Este es el espacio donde por primera vez se combina disciplina escolar y recreo en edades tempranas, obra permeada del sentimiento más sublime porque, como dijera Silvio, solo el amor engendra la maravilla.

(Tomado de Ahora)

La opinión que le merece el texto que acabas de leer es muy importante para nosotros, ¿la compartes?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s