Los cambios que mi casa necesita (+Fotos)


Por Luis Ernesto Ruiz Martínez. Muchas veces los holguineros se asustan (imagino que ocurra igual en todo el país) cuando alguna instalación estatal que prestaba servicios en moneda nacional comienza a recibir obreros y materiales de la construcción para acto seguido iniciar reparaciones. Enseguida aparecen los que tienen un familiar o amigo “que siempre se las sabe todas” y anuncia a los cuatro vientos: “ahora verán que cuando reabran el servicio es en divisa”. Al menos en Holguín los especuladores han tenido que correr sin frenos ante los cambios en la imagen que muestran varias unidades de la gastronomía reabiertas con excelente terminación, bella imagen, servicios de alta calidad y lo mejor de todo: en MONEDA NACIONAL.

La reapertura oficial de las cafeterías Baracoa (ubicada en la Avenida Capitán Urbino) y El Nikel (muy cerca del céntrico parque “Calixto García”), el antiguo restaurante El coctelito que renace como La Fuente, la Cremería Komodidad y la pizzería Roma ha sido posible gracias al empeño de muchos y a la inversión de cifras nada despreciables. A principios de mayo (cuando la prensa holguinera se hizo eco de las reinauguraciones) le seguí la pista el hecho y me propuse compartirlo con mis lectores.

Varias fueron las causas que me alejaron de tal propósito hasta este sábado cuando Carlos Santiago, Primer Secretario del Partido en el municipio Holguín, nos comentó a los delegados al evento Pedagogía 2015 en mi Universidad de Ciencias Pedagógicas por dónde andaban las cosas en cuanto a la reanimación de la ciudad. Aunque no desconocemos los muchos y bien complejos problemas que por años se han acumulado en la población holguinera, sería de tontos no reconocer que se están haciendo cosas.

Enseguida asocié lo que nos dijo con la nota publicada por la joven periodista Betsy Segura Oro en Radio Angulo en la que se anunciaba que, por ejemplo, en la restauración del Restaurante La Fuente se invirtieron 178 mil pesos en moneda nacional, o que para poder consumir helados con mejores condiciones fue necesario desembolsar alrededor de 10 mil CUC y 320 mil pesos en moneda nacional. En todos los casos lo más importante es mantener el servicio que merecemos todos.

Estas unidades reabren con una estrategia que pudiera convertirse en máxima en todos los lugares que oferten productos o presten servicios en todo el país: “cada cual consume según sus posibilidades, pero no todo puede ser a altos precios”. Nos contaba Betsy entonces que El nikel dispone de doble oferta, a la carta con productos especializados como la hamburguesa de cerdo especial y precios entre los 15 y 20 pesos en moneda nacional; pero también continúa el servicio a la cancha o en la barra con variadas opciones de hamburguesas que van desde tres a los 20 pesos así como bocaditos y refrescos nacionales.

Algo similar ocurre en la Pizzería Roma, ahora convertida en unidad especializada en platos de la cocina italiana y no solo en las deliciosas pizzas que pueden consumirse con una amplia variedad y precios que oscilan entre los 3 y 20 pesos moneda nacional. Confieso que al conocer todos estos detalles no pude evitar recordar su homóloga La Veneciana, una joya de la gastronomía de la que tan bien nos hablaron en mi visita a la ciudad de Guantánamo.

No es la primera vez que ante la apertura de unidades se alerta del peligro que implica abandonarlas a su suerte y que pasado un tiempo caigan en la rutina o el desprestigio. Ante el empuje que están dando las nuevas formas de gestión no estatal no nos queda otra alternativa que demostrar que el Estado puede competir en materia de calidad de los servicios. Para ello se necesita mucho trabajo y la preocupación constante de las administraciones y los trabajadores.

Todavía quedan muchos lugares hacia los que necesitamos volver la mirada y cambiar la imagen que por años han dejado la irresponsabilidad, la corrupción o la falta de seguimiento de funcionarios, trabajadores y pueblo en general. A todos nos toca una parte de la culpa por la situación en que se encuentra nuestra bella ciudad, pero también tenemos que abrir los ojos y conservar lo que estamos rehabilitando con mucho esfuerzo. A nadie le gusta lo feo y sé que la mayoría quiere un Holguín mejor. Gracias a Tony Ávila por recordarme a cada rato que para lograrlo hay que seguir haciendo, sin pausa, los cambios que mi casa necesita.

Anuncios

2 comentarios sobre “Los cambios que mi casa necesita (+Fotos)

La opinión que le merece el texto que acabas de leer es muy importante para nosotros, ¿la compartes?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.